Iniciar sesión

o

Guía por la ciudad

Cabildo de la Ciudad

Su construcción original data desde los inicios de la ciudad de Córdoba, posterior a la traza urbana definitiva en 1577. Se trataba de una construcción precaria de paredes de adobe, puertas sin reforzar, techo de paja y espacios muy limitados.

Durante el siglo XVII sufrió numerosas transformaciones de acuerdo a las necesidades de esa época.

Las obras del Cabildo tomaron un gran impulso desde la llegada del Marqués de Sobremonte a Córdoba en 1783. Él encomendó al ingeniero voluntario Juan Manuel López la terminación de la planta alta, con su escalera principal y de la recova de 15 arcos, las modificaciones de las celdas del subsuelo, los nuevos techos de madera, la sala capitular y la capilla.

El Cabildo fue históricamente el centro de una intensa actividad civil: durante el período colonial, cumplió las funciones de Cabildo de Justicia y Regimiento, cárcel; luego de la Independencia pasó a ser Casa de Justicia, Sala de Representantes, Legislatura, Casa de Gobierno, Central de Policía, entre otras dependencias. Fue declarado Monumento Histórico Nacional en 1941 y en la actualidad funciona como espacio cultural albergando además al Museo de la Ciudad, Tienda de la Ciudad, Sala de Lectura Infantil, y diferentes oficinas administrativas de la Sub-Secretaría de Cultura, la oficina de Patrimonio Cultural y la de Información turística.

Cuando el Cura Brochero llega junto a su padre Ignacio Brochero, desde su querida Villa Santa Rosa a la ciudad de Córdoba, en el Cabildo funcionaba la sede del gobierno cordobés.

Fueron muchas las veces que Brochero pasó por ese lugar, en su juventud, caminando por esa callejuela que lo conducía al Seminario de Loreto, y ya siendo ordenado sacerdote y a cargo del Curato de San Alberto, viajaba a la ciudad de Córdoba para entrevistarse con los gobernadores de turno, para llevar las inquietudes y pedidos de sus feligreses o simplemente para visitar a su amigo, el gobernador Miguel Juárez Celman, al que lo invitaría a conocer sus grandes obras en Villa del Tránsito: La Casa de Ejercicios Espirituales y el Colegio de Niñas.

Fue justamente durante el gobierno de Juárez Celman cuando se introdujeron varios cambios en el edificio, siendo el más notable, la torre reloj que más tarde fue eliminada por razones de seguridad.

Fotos

Audio Guía

El Santo Cura Brochero y su paso por Córdoba

Geolocalización

360°